Inicio Noticias En el sector de turismo 200.000 mil personas perderán su trabajo

En el sector de turismo 200.000 mil personas perderán su trabajo

166
0
Junto a la estatua del compositor Smetana, una vista al Moldava, el Puente de Carlos y el Castillo de Praga

La crisis del coronavirus en el turismo podría provocar la pérdida de hasta 200.000 puestos de trabajo en las industrias downstream. Según los últimos análisis, el consumo de turismo caerá en un 54 por ciento es decir con pérdidas mayores a los 139 mil millones de coronas este año. 

Con motivo de la presentación de la estrategia para los próximos cinco años, el director Jan Herget de la agencia estatal CzechTourism, dijo Jen una transmisión virtual: “La pandemia, prácticamente ha detenido el turismo, ha causado problemas no solo en el turismo en sí, que emplea a unas 250.000 personas. Sino que también ha creado problemas a la industrias relacionadas al turismo. Como lo son las panaderías , las lavanderías,o los restaurantes entre otros. Que se ven afectadas indirectamente por el coronavirus y las medidas gubernamentales relacionadas”. Agregó Herget que hemos obtenido una cifra mucho mayor. Según él, la posibilidad de mantener los puestos de trabajo dependerá del resultado de la segunda ola de la enfermedad. 

No sólo una vacuna ayudaría sino también la creación de normas de viaje claras que deberían impedir en lo sucesivo el cierre completo de disciplinas. 

En la reanudación del turismo, primero será necesario ayudar a Praga, que es la más afectada por la crisis del coronavirus. La disminución es de alrededor del 80 por ciento, mientras que generalmente representa casi dos tercios de la facturación del turismo en la República Checa. 

En una entrevista con ČTK, Jan Herget, director de la agencia estatal CzechTourism, dijo esto con motivo de la presentación de una nueva estrategia para los próximos cinco años podría recuperar al sector turístico. Añadió que será importante cronometrar correctamente cuándo es necesario apoyar a Praga y cuándo volver a utilizarla como puerta de entrada a las regiones. La marca de Praga es más fuerte que la República Checa, que según Herget,la estrategía de Marketing debería ir por esa ruta.

El gran problema es el fracaso del turismo de congresos, que trajo consigo fondos considerables, no sólo en términos de gasto para los participantes, sino también para los propios participantes. Según CzechTourism, un turista extranjero del congreso gastó 5.756 coronas al día en Praga mientras que el turista habitual gastó 3.300 coronas. Este aňo faltaron los grandes congresos médicos o los eventos empresariales, especialmente en las grandes ciudades. Según Herget, pasará mucho tiempo antes de que la situación pueda volver al nivel anterior a la crisis.

La era del coronavirus también trajo una nueva versión de Windows.

 ¿ Se dejará de vender por  las ventanas de bares y restaurantes el lunes?

Si pasamos en estos días por Praga y sus alrededores inmediatamente pensamos cuando nos despedimos de las ventanas dispensadoras, diciendo ojalá (nunca) más las volvamos a ver. A partir del 30 de noviembre se deberían abrir los restaurantes nuevamente.

Las ventanas por las que los restaurantes, los  pubs, las vinotecas y otros establecimientos similares han servido comidas y bebidas podrían cerrarse el lunes. De nuevo, podemos ver cómo se ven los restaurantes en su interior. La comida y la bebida podrían  dejar de ser servidas en  las cajas de plástico. Podremos nuevamente ver los platos de porcelana caliente sobre una mesa. Si esto sucede, será en cantidades limitadas. Aun así, debería ser un progreso. Si bien las ventanillas dispensadoras muestran la creatividad de los operadores, también nos dicen por que muchos establecimientos no han cerrado por completo. No se puede ganar dinero a través de las ventanas, no importa lo bien que se haga.

Algunos propietarios de pubs y bares han renunciado por completo a las ventanas. Quienes las abrieron mostraron no sólo perseverancia de bulldog, sino en muchos casos también cierto grado de creatividad.

Pero en cualquier caso la ventanilla ha servido para que ulos restaurantes que estan muy relacionados con el sector turistico sobrevivan.

Los taxis también están sufriendo

Los servicios de taxi en la República Checa están en una gran crisis. Algunos operadores han agotado sus reservas y están cerrando. Para los servicios operativos, el tráfico es ahora de alrededor del 30 por ciento, en algunos casos incluso más bajo. Al mismo tiempo, el toque de queda tampoco ayuda a los taxistas, ya que la restricción es un problema pues no hay clientes en la noche. Esto se desprende de las declaraciones de los transportistas a ČTK. 

Según los operadores de taxis, el impacto de la segunda ola de coronavirus es incluso peor que en la primavera. El problema es que ahora muchos empresarios ya no pueden recurrir a las reservas anteriores. 

“Nuestra sucursal se ha liquidado casi por completo”, dijo Daniel Tarljovski, presidente de la Asociación de Concesionarios de Taxis.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Acepto la política de privacidad *

Debes aceptar las Políticas de Privacidad para poder comentar.