10.5 C
Prague
miércoles, abril 24, 2024

El II Trimestre tendrá el crecimiento económico más rápido en toda la historia

Praga (Patria Online) – Aleš Michl, miembro del Consejo Bancario del Banco Nacional Checo (ČNB, banco central), aseguró ayer, en el marco de la conferencia en línea “En dónde hacer inversiones exitosas en el 2021” que en el II Trimestre del presente año “es evidente que vendrá el crecimiento más rápido de la economía checa, el más rápido en la historia”. Será algo puntual, en los Trimestres siguientes el ritmo irá asentándose.

Michl indicó que si bien la Producción Industrial en el 2020 había bajado en términos generales, ya en octubre mostró un crecimiento interanual. Además, un indicador preciso, como es el consumo de electricidad, muestra también la fuerza del sector empresarial. Es un valor que ha cambiado desde marzo y da un derrotero sobre el comportamiento económico. “El consumo de electricidad creció al cierre del año. El segundo lockdown tuvo en la Industria un impacto mucho menor que el primero. La Industria ha aprendido a vivir con la covid”, aseguró.

Michl comentó que desde una perspectiva de largo plazo observa que persisten dos modelos de riesgo, dos posibles desarrollos que son contrario. Se trata del riesgo de la deflación o el de una fuerte caída de la inflación. Por lo que hizo llamado por que el Gobierno, los políticos apoyen un Presupuesto expansivo, que haya inversiones más fuertes. Y como segundo mejor paso recomienda bajar los impuesto, sólo ligeramente.

El segundo riesgo, sigue Michl, está en una burbuja en el mercado de los activos. “Y, por otras cosas, no deseo que la economía tenga tasas negativas. Por eso deberíamos acostumbrarnos a la regla de que para comprar un inmueble cada persona tiene que poner al menos el 10 por ciento, de su dinero y que el resto sea la hipoteca”, subrayó.

En cuanto a las tasas de interés, Michl destaca que el largo período de niveles extremadamente bajos en el Mundo provocará un excesivo incremento del endeudamiento. Tanto entre las empresas, como los hogares e incluso el Estado. Por lo que confía que el ČNB no caerá en la tentación de pasar a tasas negativas.

Mejora el sentimiento sobre la condición económica

Michl mencionó el tema del sentimiento empresarial. El servidor “Patria Online” indica que en diciembre, “el sentimiento empresarial confirmó para la Rep. Checa una noticia favorable: más allá de una fuerte II Ola de la pandemia, la Industria no lo está haciendo nada mal”. Y espera, como Alemania, que la Producción Industrial no quede tan afectada.

“El último Índice PMI en la Industria muestra no sólo un robusto crecimiento de la producción sino también de los contratos. E incluso hay contratación de nuevos empleados en la rama vertebral de la economía checa”, escribe “Patria Online”.

La esperanza en forma de vacuna

La idea de la vacuna parece estar reviviendo lentamente la inversión y las compras de bienes de consumo duraderos. Lo que se confirma con nuevas mejoras en el estado de ánimo de la industria alemana. En la República Checa, sin embargo, el índice PMI no muestra un «salto» tan confiable y será más sensato esperar al menos los “las cifras duras” de noviembre para la Industria. Cifras que debe publicar la Oficina de Estadística Checa hacia el viernes de esta semana.

Si se confirman las buenas noticias actuales de la industria, el impacto de la pandemia en la economía checa no será tan malo como durante la ola de la primavera. Sobre la base de las noticias relativamente optimistas que se tienen hasta ahora de la Industria, “Patria Online” pronostica una caída en la economía checa entre 1-2% (trimestre a trimestre) “solamente”.

Sin embargo, para 2021 y el estado de ánimo en los mercados, probablemente será más importante al final monitorear el ritmo de vacunación y la capacidad de los gobiernos para apoyar de manera efectiva la recuperación económica. Es probable que el primer trimestre sea débil de todos modos en Alemania y la República Checa debido a regulaciones restrictivas. Sin embargo, en el segundo trimestre, según los planes del Ministerio de Salud, la República Checa debería vacunar a más de un millón de personas al mes y, con la ayuda del clima más cálido, avanzar hacia la flexibilización permanente de las regulaciones restrictivas.

2021: Subirán los precios, por unas empresas diezmadas y un Estado generoso

El mismo servidor “Patria Online” tiene otra nota en la que afirma que en el 2021 subirán los precios, la inflación se disparará debido a que tenemos unas empresas diezmadas por la pandemia y también por la cantidad de dinero que el Estado inyectó en la economía.

“Ni la continuación de la pandemia del coronavirus logrará contraer los precios en la Rep. Checa como había sido usual en recesiones anteriores. La realidad es diferente, la inflación crecerá más rápido de lo que considera óptimo el Banco Nacional Checo, es decir alrededor del 2 por ciento. El país ingresa a los primeros meses del 2021 con una economía parcialmente diezmada por los cierres dictaminados por el Gobierno, con el riesgo de la devaluación de la corona y las promesas de gastos generosos del Estado. Todo esto puede presionar los precios al alza no sólo al inicio del nuevo año”, afirma “Patria Online”.

Helena Horská, economista del “Raiffeisenbank”, añade: “Todo alrededor de nosotros ve como mengua el impacto de la covid-19. Un impacto que ha golpeado no sólo la demanda sino incluso la oferta. Mientras que la demanda afectada presiona la inflación a la baja, la oferta hace todo lo contrario. Presiona los precios hacia arriba”. Jan Fanta, economista de la empresa de asesoría EY destaca: “Mientras que la demanda perderá apetito de gastas debido, también, al aumento del desemplo, las empresas irán levantándose de los escombros. En algunos sectores podrá provocarse un incremento transitorio de los precios debido al nivel actual de inversiones o por que la red de proveedores ha sido cortada”.

Así, en este año y según los analistas, la Rep. Checa tendría en este año una inflación promedio del 2,3 por ciento. Es decir menor a la del 3,2 del 2020. Sólo que el año pasado los precios al consumidor crecieron con el mayor ritmo visto desde el 2012. Horská acota que debido al paquete tributario ya en vigencia, hay un mayor riesgo a tener una inflación más alta. El paquete apoyará la demanda de consumo. Y si la inflación muestra tendencias a cercarse al 3 por ciento, será evidente la intervención del banco central. Que incrementaría las tasas de interés.

En términos generales, el poder de compra estará apoyado por una mejor cosecha lo que hará que bajen los precios de los alimentos. En la energía para los hogares vemos un abaratamiento gracias a unos precios menores del petróleo. Al contrario, la caída del turismo hace que haya muchos departamentos libres lo que impacta en el arriendo de corto tiempo; como efecto, el costo del arriendo mantendrá un bajo perfil. “Más avanzado el año, por supuesto, sobre la inflación influirá con fuerza el impulso que viene por el generoso comportamiento del Gobierno. Que podrá presionar al alza los precios en los segmentos más fuertes de la demanda”, comenta el analista del “UniCredit Bank”, Patrik Rožumberský.

Para Rožumberský también será importante el comportamiento de cambio de la corona checa frente al euro. La corona podría devaluarse en caso de que el cuadro del comportamiento de la pandemia empeore o que también empeore el proceso de vacunación comparado con el resto de países. Petr Zajíc alerta que la inflación se verá influida incluso por la gran cantidad de efectivo que hay en la población.

El superávit del comercio exterior subió en noviembre 2020

Cerremos el tema macroeconómico citando a la Oficina Checa de Estadísticas (ČSÚ), que informó ayer que según las cifras preliminares la balanza del comercio exterior con mercaderías cerró noviembre 2020, en precios corrientes, con un superávit de 32,2 millardos de coronas. Es decir 20,0 millardos interanuales más.

ČSÚ precisa que el resultado general del comercio exterior con mercaderías quedó influido de manera positiva, antes que nada, por el mayor superávit interanual en el intercambio de automotores (+8,8 millardos de coronas). También gracias al repunto de sus exportaciones (+8,4 millardos de coronas).

También por que se redujo el déficit en la balanza del comercio con petróleo y gas natural (bajó en 4,3 millardos), producto del menor valor de esas materias primas en los mercados internacionales y la baja en la cantidad de lo importado. Creció el superávit en el intercambio comercial de productos metálicos (+1,6 millardos) y disminuyó el saldo negativo en el comercio con productos alimenticios (bajó en 1,2 millardos de coronas checas). Por el contrario, la balanza comercial con mercaderías sintió más el impacto negativo del mayor déficit en el intercambio de sustancias químicas y preparados (aumentó en 1,1 millardos), así como el intercambio de productos farmacéuticos (aumentó en 1,0 millardos de coronas).

ČSÚ explica que la balanza del comercio exterior con los países de la Unión Europea (UE27), cerró noviembre pasado con un superávit por 81,8 millardos de coronas, es decir 25,3 millardos interanuales más. Precisa la fuente que el mayor incremento interanual del activo se registró en el comercio con Alemania (+16,3 millardos) y Eslovaquia (+3,7 millardos de coronas). En cambio, la balanza del comercio exterior con el resto de países del mundo vio empeorar en 5,1 millardos su déficit, que sumó 47,8 millardos de coronas. El resultado empeoró más con China (el déficit se profundicó en 5,0 millardos). Pero, la Rep. Checa logró pasar de un saldo negativo a uno positivo en su relación comercial con la Federación Rusa (la balanza mejoró en 3,0 millardos).

La fuente señala que comparándolo con octubre y tras las depuraciones estacionales, las exportaciones se estancaron y las importaciones crecieron en 0,6 por ciento. En términos interanuales, en noviembre las exportaciones crecieron en 8,1 por ciento (sumaron 353,2 millardos) y las importaciones en 2,1 por ciento (321,0 millardos). Noviembre 2020 tuvo un día laboral menos que su par del 2019. Además, entre enero y noviembre 2020 el superávit comercial checo llegó a 172,0 millardos de coronas, lo que muestra un repunte interanual de 18,1 millardos. En el mismo período, las exportaciones crecieron en 6,2 por ciento y las importaciones en 7,1.

Related Articles

SÍGUENOS EN PRAGA

0SeguidoresSeguir
0SuscriptoresSuscribirte
- Advertisement -spot_img

Últimos Artículos