Inicio Noticias Praga devolverá adoquines del centro, eran parte de lápidas judías

Praga devolverá adoquines del centro, eran parte de lápidas judías

724
0
Los adoquines son el terror de los tacos de los zapatos de las damas y, ahora, provocan dolor de cabeza a la Alcaldía Mayor por que la piedra no salió de una cantera, sino de lápidas de tumbas judías
-Anuncio-

Praga (echo24.cz) – La capital Praga devolverá a la Comunidad Judía de Praga los adoquines de piedra que están en su parte central debido a que fueron producidos, durante el período comunista, usando lápidas de piedra de los judíos. Los ediles de la Alcaldía Mayor de Praga llegaron a un acuerdo con la Comunidad Judía de Praga y los trabajos de extracción y reemplazo de los adoquines estarán a cargo de la empresa “Administración Técnica de Comunicaciones” (TSK). La Comunidad Judía de Praga ha informado que los adoquines que recibirá los depositará en el Antiguo Museo Judío ubicado en Žižkov.

            Por su parte el presidente de la Comunidad Judía en Praga, František Bányai, comentó a la prensa que si se encuentran ese tipo de adoquines, cuando se los identifique se realizará un ritual para poder depositarlos en un sitio de respeto, en el Cementerio Judío de Žižkov, ubicado en Huerto Mahler. Bányai indicó que la Comunidad aplaude la decisión de Praga y confía en que esa cooperación va a continuar. Además, fue una iniciativa de la propia capital.

Vista al Museo Nacional, en la parte alta de la Av. Wenceslao,
con el Monumento a San Wenceslao, Patrono Checo. A los pies,
la acera cubierta de adoquines. Ahora serán revisados uno a uno…

            Según la Comunidad Judía de Praga, los adoquines salidos de las lápidas judías los encontramos en la Av. Wenceslao así como en las calles: “Na Příkopě” y “28. Října”. Con más seguridad proceden de las lápidas que se quitaron del Cementerio Judío en Údlice na Chomutovsku, aunque también de otros cementerios judíos. Si hay que llegar a retirar algún adoquín, en el área física donde se realicen los trabajos de excavación, se invitará a un representante de la Comunidad Judía para que identifique las piedras. Ahí se harán las marcas necesarias para diferenciarlas y luego se traspasarán, sin costo, a la Comunidad Judía de Praga.